• Este sitio usa cookies. Si continuas usando este sitio, estás aceptando el uso de nuestras cookies. Learn More.

[NOTICIA] Cae en Gipuzkoa una banda paquistaní que defraudó 3,7 millones en ayudas de la Diputación y en la RG

#1


La Policía Nacional ha desarticulado en Gipuzkoa una banda a la que se acusa de proveer de documentos falsos a extranjeros de origen pakistaní para la obtención de manera fraudulenta de ayudas sociales. Se estima que el importe del fraude alcanza los 3.774.920 euros, tanto en ayudas del Gobierno Vasco a través de la Renta de Garantía de Ingresos (RGI), como de la Diputación de Gipuzkoa -Ayudas de Garantía de Ingresos (AGI), según han informado esta mañana en San Sebastián el delegado del Gobierno en Euskadi, Javier de Andrés, y el subinspector de la brigada de Extranjería de San Sebastián, José Manuel Portela .

En la operación han sido detenidos los cabecillas de la trama, que utilizaban una vivienda de Beasain para proveer de documentación falsa o falsificada a compatriotas paquistaníes a cambio de 350 o 400 euros. En el transcurso de la investigación se han detectado 331 documentos falsos o falsificados

Según ha señalado el delegado del Gobierno, la investigación comenzó en agosto de 2016. Desde entonces han sido detenidas 186 personas en España. De ellas, 163 en Gipuzkoa, por parte de la Brigada Provincial de Extranjería y Fronteras de San Sebastián. Las otras 23 han sido apresadas otras provincias en las que residían como Bilbao, Castellón, Alicante, Segovia, Zaragoza, Barcelona, Albacete o Santander. También se han efectuado detenciones en los aeropuertos de Adolfo Suárez Madrid-Barajas, Loiu o el Prat cuando alguno de los investigados trataba de abandonar España.

Algunas de las personas implicadas residen en ciudades de Holanda, Italia, Grecia, Pakistán o Emiratos Árabes, ha explicado Portela.

La investigación, que comenzó en agosto de 2016, continúa abierta ya que hay 59 personas implicadas que se encuentran en paradero desconocido

Las investigaciones comenzaron cuando la Brigada de Extranjería de San Sebastián observó que se producía un «flujo» de ciudadanos procedentes de Pakistán hacia la Comunidad Autónoma Vasca que acudía a la célula, que les dotaba de documentos falsos para obtener ayudas sociales.


Imagen de archivo de un documento falso elaborado para cobrar las ayudas sociales.
Las mensualidades procedentes de la RGI y de la Diputación de Gipuzkoa eran enviadas «en muchas ocasiones al día siguiente de ser ingresadas por las instituciones a Pakistán, probablemente a la propia organización», a través de locutorios.

Colaboración con la Embajada
Portela ha explicado que la Policía Nacional comenzó a analizar los documentos en origen y, por medio del agregado de Ministerio del Interior en Islamabad, se comprobó que eran falsos.

En colaboración con Lanbide y el Gobierno foral guipuzcoano, los agentes de la Policía analizaron los expedientes en los que se podrían haber introducido la documentación falsa y comprobaron que eran 320.

Los detenidos han pasado a disposición del juzgado de instrucción número 4 de San Sebastián, que coordina la instrucción del caso.

Aunque los fraudes se han llevado a cabo en toda la provincia, los ayuntamientos más afectados son Azpeitia, Azkoitia, Eibar y Elgoibar, ha indicado Portela
.
El principal investigado fue sorprendido en Beasain con una bolsa con documentos falsos a nombre de otros ciudadanos de Pakistán tras comprobar que él mismo había usado un certificado falso a su nombre para percibir de la Diputación de Gipuzkoa 13.690 euros. Otro de los arrestados en la operación obtuvo mediante este procedimiento un total de 9.986 euros mientras residía de forma ilegal en Italia.

«Las vías de entrada están detectadas, la organización también, ahora falta poder erradicar en origen ese flujo», ha concluido el subinspector.

El delegado del Gobierno en el País Vasco, Javier de Andrés, ha resaltado la «eficacia» y discreción de la operación que se inició en agosto de 2016 «sin levantar sospechas», ha permitido la identificación de los clientes de la red.

Ha destacado la cooperación del Gobierno Vasco y la Diputación de Gipuzkoa y ha subrayado la importancia de la investigación que «ha descubierto un fraude importante, ya que todos queremos que las ayudas lleguen a los que necesiten».